Vengo de urgencias, de Fernando Fabiani.

30 Sep

Vengo de urgencias, de Fernando Fabiani.

El autor de este libro, Vengo de urgencias, es un médico de profesión que tras el éxito de su anterior libro ‘Vengo sin cita’, vuelve a deleitarnos con sorprendentes historias llenas de humor, ironía y originalidad. Y lo hace a partir de divertidas anécdotas, algunas casi surrealistas, sobre el mundo de la medicina, de las guardias hospitalarias y de la consulta diaria a pacientes.

Con un tono sencillo, hilarante y salpicado de algún que otro consejo, nos acerca a la realidad de los sanitarios pero también a la de los pacientes, quienes muchas veces acudimos a urgencias sin serlo. O sí.

De la mano de un personaje ficticio creado por Fabiani, Teodoro Jarcía –Teo para los amigos y también médico de familia como el autor-, descubriremos el punto amable a situaciones más o menos cotidianas como las peripecias con los acompañantes de las urgencias, los avisos domiciliarios, esos gripazos recurrentes, los problemillas con la tensión o el azúcar alta, o los cuerpos extraños (en lugares no tan extraños). Porque Fabiani, a través de Teo, nos irá desmitificando además algunos tópicos o saberes populares como por ejemplo: a diferenciar un catarro de un resfriado, lo sana que es la dieta mediterránea durante el embarazo, o que la marcha atrás no es un método anticonceptivo fiable a pesar de lo extendido (todavía) de su uso.

Especialmente divertida es la sección al final de los capítulos llamada: ‘Dijo el paciente’ en la que Fabiani recoge frases reales de pacientes a modo de antología del disparate o del surrealismo que nos harán reflexionar -más aún si cabe- sobre nuestros conocimientos sobre el cuerpo humano, la medicina o la verdadera necesidad de ir a Urgencias.

El libro tiene además varias curiosidades que lo convierten en una obra recomendable para quienes busquen un libro ameno, divertido y con su pizca de cultura sanitaria. Por una parte, un prólogo por la madre del propio autor, porque como dice el refrán: madre no hay más que una; y, por otra, un epílogo a cargo de Manu Sánchez igual de divertido que el prólogo y el libro…, como no podía ser de otra manera.

Las ilustraciones, muy oportunas, corren a cargo de Laura Santolaya del Burgo (más conocida por P8LADAS); sin dejar pasar por alto uno de los dos epílogos al final del libro. Concretamente, el titulado: ‘Cómo entender un informe médico’, pues Fabiani nos hace un agradecido guiño a quienes a menudo nos perdemos con tanta sigla sin explicación en los informes médicos.

Vengo de urgencias
Vengo de urgencias

 

Vengo de urgencias, de Fernando Fabiani. Ed.Penguin Random House. ISBN 978-84-03-51872-8

Gines J. Vera
Gines J. Vera

Facebook de: Gines J. Vera

El Club del Ocio – Magazine

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *